El alba la tarde o la noche, de Yasmina Reza

AÑADIR A FAVORITOS

El presidente de Francia, Nicolas Sarkozy, ha resultado ser uno de los personajes más fascinantes de la última década. Payaso, superhéroe, policía, revolucionario, estratega, tirano, aspirante al jet-set, todas esas facetas parecen mezclarse en su personalidad, sin que nadie logre todavía descifrar en qué porcentaje. Atareados en descubrir la clase de individuo que los gobierna, los franceses lo analizan de forma metódica, organizada, (ver por ejemplo el foro que el oulipiano Hervé Letellier lanzó en Internet : “Président bling-bling”). Muchos libros se han publicado desde que Sarkozy asumió la presidencia. Pocos de ellos logran retratarlo de manera satisfactoria. Uno de los intentos más interesantes e ingeniosos se titula El alba la tarde o la noche y lo firma Yasmina Reza.

Nacida en Francia de padres judíos inmigrantes, esta autora es hoy una de las figuras más atractivas del panorama literario francés. Su obra abarca tanto el género del teatro –con el que alcanzó un gran éxito internacional– como el de la novela. Entre sus libros más recientes cabe destacar Una desolación, novela ácida y llena de lucidez en la que no deja de desplegarse el delicioso humor negro de esta autora. Cuando parecía haber encontrado ya la fórmula del éxito, Yasmina Reza se propuso sorprender a sus lectores con un experimento: seguir exhaustivamente y durante un año al entonces candidato presidencial por la derecha, Nicolas Sarkozy, con el propósito de describir eso que ella suele calificar como la “fauna política”. El libro levantó desde el principio una gran cantidad de expectativas de índoles muy diversas que, como era de esperar, se cumplieron para algunos y para otros no. A quienes esperaban revelaciones acerca de la vida privada de Sarkozy, su carácter y sus manías, el libro les pareció demasiado abstracto y, por eso mismo, decepcionante. Los que anhelábamos en cambio encontrar en esta nueva entrega la inteligencia y la sutileza de esta escritora, capaz de describir las contradicciones humanas en toda su complejidad, el libro resultó una prueba más del innegable talento de Yasmina Reza.  El alba la tarde o la noche pertenece a un género híbrido, hecho a la medida de lo que se propone contar, a caballo entre la crónica, el reportaje y la novela sin ficción.

Sin asumir ninguna postura política y tampoco admiración o fobia por su objeto de estudio, Reza describe al candidato con la misma distancia observadora con que un dibujante hace un estudio zoológico. Así, conocemos algunas de sus actitudes, su entorno, sus hábitos y sus respuestas ante diversos estímulos, su impaciencia, su carácter infantil.

El resultado no carece de la agudeza que caracteriza a las novelas de la autora. Sin embargo, conforme la lectura avanza, el lector se sorprenderá al descubrir que poco a poco la distancia se va desquebrajando para dejar entrever una suerte de benevolencia, una ternura velada que se trasluce en el tono, una condescendencia de la que no goza ninguno de los personajes ficticios de Reza –ni siquiera los que presumiblemente se basan en su propio padre–, al grado que uno se pregunta si la autora habrá caído en el campo de seducción irresistible que se atribuye a Sarko –incomprensible para quienes no lo hemos visto nunca de cerca.

Más allá de los rasgos de personalidad que El alba la tarde o la noche describe a modo de boceto, un argumento despunta en este libro: la actitud de los hombres frente al paso del tiempo. Los políticos que aquí se describen son seres decididos a negar el presente: “pero lo que viven no es el olvido de ellos mismos. Es, por el contrario, la obsesión de uno mismo y el olvido inevitable de los demás.” Exhiben una voracidad enajenante que los hace vivir en aras de un futuro inmediato, olvidando por completo la única certeza que los seres humanos tenemos: la de la muerte. El tema no es ajeno a las preocupaciones de la autora quien en ya en otros de sus libros reflexiona al respecto y cita, por lo menos en dos ocasiones, a Jorge Luís Borges, en este caso “A la efigie de un capitán de los ejércitos de Cromwell”.

Esta mezcla de reflexión filosófica y de retrato subjetivo tanto de un hombre como de su tribu es sin duda el mayor acierto de este libro. Partiendo de un sujeto particular y transitorio, Reza nos lleva, sin que nos demos cuenta, a un campo mucho más universal, el de nuestra propia actitud ante la vida y a preguntarnos cuál es el grado de aceptación que tenemos ante la cercanía de la muerte. Por esta razón, el libro durará mucho más que su objeto de estudio. Cuando Nicolas Sarkozy deje de ser mediático, cuando nadie recuerde al presidente número veintitrés de la República Francesa y a ninguna de sus esposas, El alba la tarde o la noche seguirá teniendo vigencia. ~

    ×  

    Selecciona el país o región donde quieres recibir tu revista: