¡González Iñárritu confiesa!

AÑADIR A FAVORITOS

En la versión online del periódico El Universal, en su sección de Espectáculos, la redacción publica una nota con la cabeza “Todo se lo debemos a México: Iñárritu”. Triunfa el morbo sobre la experiencia, y le doy clic a una entrada que suena más a la rendición de un delincuente en la huída que a un director de cine que rara vez habla en plural, y que rara vez anda diciendo qué cosa le debe a quién. Arranca la nota así:

“Alejandro González Iñárritu consideró que los cineastas mexicanos ‘le debemos’ a nuestro país los premios que se están obteniendo. ‘Todo el equipo que conformamos este gran grupo de mexicanos que estamos haciendo películas, finalmente le debemos esa vena, ese pasado a nuestro país y nos sentimos muy orgullosos de esta forma’, dijo el creador de Babel en entrevista con Primero Noticias’.”

Obviemos la redacción de la cita, atribuible no al hablante sino a los responsables de volver legibles en las páginas de un medio impreso los resbalones del discurso hablado: después de todo, “nos sentimos muy orgullosos de esta forma” es una expresión muy aceptada y común del español.

Otra cosa me intriga más: ¿en qué momento “esa vena, ese pasado” se convirtió, sin más, en “los premios que se están obteniendo”? Un prodigio, parece, de síntesis y comprensión. Supongo que entre esa vena y las nominaciones a Cannes, a los Globos de Oro y a los Óscares no intervienen detallitos como los dineros para hacer la película, la plataforma de lanzamiento para que una película sea vista en casi todo el mundo, ni la inversión de millones de dólares que hace un estudio para volverla candidateable. Supongo, también, que cuando el director habla de “ese pasado” no se refiere a la era prehistórica (así se siente) en la que Cuarón, Del Toro y él mismo habitaban en el país al que le deben todo, con sólo un película mexicana en su haber. Se ha de referir a un pasado de apoyo y reconocimiento incondicionales.

Así que según los periodistas mexicanos, tranquilos con sacar de contexto no sólo las frases de los párrafos sino las palabras de la frases, González Iñárritu nos paga sus deudas en una declaración culpígena (lo de menos es si está retocada por ellos) y que, ya era hora, le hace justicia al país. Después de todo, ya comprobamos que el director no suelta ironías en público. Cuando le dijo a Schwarzenegger que sus papeles estaban en regla, era claro que le importaba dejar clara su situación al gobernador.

– Fernanda Solórzano

    ×  

    Selecciona el país o región donde quieres recibir tu revista: