Aquí vamos de nuevo

AÑADIR A FAVORITOS

El 4 de agosto fueron arrestadas –dicen los resúmenes de prensa- varias personas acusadas de haber cometido agravios contra instalaciones y personal del Instituto Politécnico Nacional (IPN). A petición de las autoridades jurídicas de esa casa de estudios se inició la averiguación PGR/DDF/SZC/CAM/1739/2007, por los delitos de privación ilegal de la libertad, motín, violación a la Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos, robo y daño en propiedad ajena, así como obstrucción al acceso de las instalaciones del IPN. Estas personas realizaban sus actividades como parte de un movimiento a favor de los “rechazados” por las instituciones de educación superior.

Una de esas personas se llama Nahum Pérez Monroy, estudiante de la facultad de ciencias políticas de la UNAM. Recordé que pocos días antes ese nombre había aparecido en el diario La Jornada, que en su edición del 30 de julio publicó esta carta:

Advierten sobre engaño a estudiantes rechazados

Como lectores asiduos del único periódico que ha sido capaz de publicar nuestra denuncia, en esta ocasión escribimos para mostrar las evidencias de que un grupo de sujetos que se nombra CLEP-CEDEP (Comité de Lucha Estudiantil Politécnica y Comité Estudiantil en Defensa (¿?) de la Educación Pública) solamente surge en estas temporadas para enriquecerse a costa de los estudiantes que no lograron ingresar a la educación media superior o superior. Sí, lo afirmamos, así lo han hecho durante muchos años: primero los citan, los invitan a participar en sus reuniones, después los obligan como viles porros a entregarles dinero y asistir a marchas y a movilizaciones en beneficio del partido político al que pertenecen y a su supuesta organización El Militante. Así se lo hicieron a nuestros hijos y después de utilizarlos para sus fines lo único que lograron fue quedarse sin estudiar, una vez más engañados con la verborrea populista. Por ello, tengan mucho cuidado con estos engañadoras de los más humildes, de los de abajo.

Qué pena que Nahum Pérez, Alondra Vázquez, Alejandra Hernández y Rodrigo Cruz, así como una güerita de nombre Patricia, se dediquen a engañarnos a nosotros, los que menos tenemos; por ello la advertencia: mucho cuidado en aceptar sus mentiras. Asimismo, te exhortamos para que en el momento en que te pidan que hagas depósitos a nombre de uno de ellos o que les entregues dinero en efectivo, los denuncies ante la Procuraduría General de la República: lo que te ofrecen a cambio no pueden cumplirlo, es un engaño, es delincuencia organizada.

Comité de Padres de Familia: Marco Antonio Sánchez Díaz,

marcoa_13x@yahoo.com.mx

Adolfo Luna Escobar,

lunaesAF@hotmail.com

Adriana Díaz Román,

Pama30-11@yahoo.com.mx

Angela Gorostieta Magaña,

Gomaa-259@yahoo.com.mx

Si uno pasa por Google el nombre de Nahum Pérez Monroy aparecen datos interesantes: Raymundo Riva Palacio, por ejemplo, escribió en El Universal:

Llama la atención la impunidad con que se mueve quien lidera al grupo de jóvenes que reclaman un espacio en la UNAM. Su nombre es Nahum Pérez Monroy y se sabe que está ligado a una de las corrientes del PRD. Se jacta de tener influencia política y gusta del gasto ostentoso. Pese a su buscada notoriedad, los sistemas de inteligencia gubernamentales aseguran no tener claro a qué órdenes responde.

Esta página por su parte señala que

Nahum Perez is a leading student comrade of the Marxist Tendency Militante, and an elected leader of the Movement of Non-Admitted Students, which has been fighting in the last few weeks for more secondary students to be given access to the UNAM University. He is also a member of the Coordination of Committees of Struggle and Information Against Electoral Fraud (CLICFE), set up in Mexico City and other states around the country.

Otras más narran que en septiembre de 2006, el IPN acusó a Nahum y a sus amigos de haber colaborado a cerrar las escuelas de economía y de ingeniería. Fue expulsado de la UNAM en febrero de 2006. En ese tiempo fue defendido en La Jornada por instituciones tan honorables como el STUNAM, y por señores tan honorables como Luis Javier Garrido y Guillermo Almeyra (grandes humanistas y columnistas que declaran haber sido maestros de este joven ejemplar), o el Mtro. Alfredo Velarde, un señor activista que antes durante años cerraba la UNAM y la declaraba en huelga cada que le venía en gana y ahora mejor ya imparte clases de “ciencia política” en ella.

Ahora que Nahum y sus amigos han sido arrestados, las mismas instituciones y personas claman por su libertad e insisten en que es un alumno “ejemplar” y de “alto rendimiento”.

¿Quién mentirá? ¿Los maestros o los padres de familia?

Misterio.


    ×  

    Selecciona el país o región donde quieres recibir tu revista: